lunes, 7 de abril de 2014

RESEÑA Dawn of the Zeds


Farmingdale era una apacible ciudad en algún lugar del centro de los Estados Unidos donde nunca pasaba nada, donde todo era tranquilidad. Hasta que un día cualquiera de un mes cualquiera, hordas de muertos vivientes aparecieron de la nada arrasando las pequeñas localidades de los alrededores. Cientos de refugiados huyeron a la ciudad buscando protección mientras los caminantes avanzaban incansablemente.
Entre el caos y la histeria aparecieron cuatro individuos de alma heroica dispuestos a liderar la defensa de la ciudad. Estos valerosos héroes organizaron a las masas para repeler a las hordas zombies que se acercaban inexorablemente. La consigna era fácil: resistir hasta que llegue el ejército.
Se cuentan muchas versiones de la misma historia, se relatan muchos detalles de lo ocurrido, pero solo los que vivieron aquellos difíciles momentos saben lo que realmente pasó en Farmingdale…



Dawn of the Zeds es un juego solitario (o cooperativo) con una duración aproximada de 120 minutos publicado por Victory Point games.  El juego consiste en resistir los ataques de hordas zombies que se acercan a la ciudad desde 5 frentes diferentes. En cuanto un solo zombi consiga alcanzar el centro de la ciudad, la partida se considera perdida.
Para evitar el avance de los zombies controlaremos a 4 heroes y a varios pelotones de civiles armados que nos ayudaran en la defensa. Tendremos que pelear contra las hordas zombies, gestionando los suministros y las balas que gastemos.



También podremos dedicar recursos a investigar una cura para la enfermedad, o fabricar una Superarma para arrasar a los caminantes.
El juego es tremendamente temático, ya que gracias a las cartas de Evento y de Destino irán ocurriendo cosas que os sonarán de las películas de temática zombi: compañeros que se transforman en zombies, profesores locos que experimentan con muertos, ataques aéreos del ejército, saqueos, explosiones de instalaciones, etc…

Componentes
El juego viene con dos copias del tablero, una en cartulina blanda y otra en cartón duro que se monta como un puzzle. La calidad y grosor de tablero es normalita. Lo mejor es que viene impreso por las dos caras, en una se juega el modo fácil y en otra el juego completo.

El juego incluye 2 copias del tablero, uno de cartulina y otra de cartón duro tipo puzzle. 

El diseño del tablero es mejorable. Es un poco caótica la manera de organizar los diferentes segmentos por los que avanzan los zombies. Os recomiendo utilizar la versión alternativa del tablero que está en la página oficial del juego, que es mucho más realista y mucho más clara a la hora de jugar. De hecho, creo que en las últimas versiones del juego ya se incluye este tablero en la caja.Comprobadlo antes de comprarlo. 

Tablero alternativo disponible en la web oficial del juego. Mucho mejor que el original. 
El juego no trae figuritas. Todas las piezas de héroes, unidades, zombies, etc… son troqueles de cartón. Eso sí, la calidad es los troqueles es de lo mejor que he visto. Cortados con láser y con detalles muy chulos.

Troqueles y servilleta para limpiar los troqueles. Si, si, clásico detalle de Victory Point Games

Las cartas de Destino y de Evento son de buena calidad y con dibujos muy adecuados a la temática del juego.
Cartas de Destino y cartas de Evento.
Las ayudas de juego son sublimes. La chuleta con el orden de turno y las diferentes acciones que puedes hacer es sencillamente perfecta. Han sabido simplificar todas las reglas del juego en una sola hoja.

Ayuda de juego, de lo mejorcito que he visto.
El manual asusta por su extensión pero está cargado de ejemplos e incluso de una partida simulada que es perfecta para entender las mecánicas. También se adjunta una guía de inicio rápido y un modo de juego para principiantes para que el aprendizaje de las mecánicas sea progresivo.

Manual, guia de inicio rápido, ayuda para la primera partida. 

  •  Calidad general de los componentes aceptable, aunque el juego es caro
  •  Tablero de calidad decente aunque el diseño es mejorable. Usar la versión alternativa del tablero que hay en la web oficial del juego. Es mucho más vistosa y jugable
  •  Diseño de cartas muy temático, bien adaptado al juego
  •  Las mejores ayudas de juego que he visto. Modo de principiantes y guía de inicio rápido. Todo son facilidades para aprender a jugar poco a poco



Mecánica
Dawn of the Zeds basa sus mecánicas en la defensa de una ciudad ubicada en el centro del tablero. Los zombis se van acercando a la ciudad por 5 caminos diferentes y nuestra labor es evitar que lleguen. Para conseguirlo controlaremos a 4 héroes y varios grupos de civiles armados.


Los turnos están regulados por un motor de cartas, que nos dice que va ocurriendo en cada momento y cuantas son las acciones de las que disponemos. A pesar de que las reglas tienen cierta complejidad, el motor de cartas nos ayuda a que todo sea más sencillo y a que las partidas sean muy fluidas.
Cada turno sacamos una carta y vamos activando cada una de las fases del turno en función de lo que aparezca en la carta. Así de sencillo. Si seguimos vivos cuando salga la carta de “Guardia Nacional”, hemos ganado la partida.


Un turno típico, sacando una carta de evento y ejecutando cada uno de los apartados. 

El juego también tiene mecánicas de gestión de recursos, ya que se necesitan suministros para alimentar a los civiles que nos ayudan a combatir, y se necesitan balas para poder disparar a los caminantes. Se puede combatir cuerpo a cuerpo para no gastar balas pero es más peligroso e incrementa el nivel de infección, lo que puede desencadenar un estallido del virus apareciendo nuevos zombis en los pueblos cercanos a la ciudad.

Plantilla de Jugador para controlar el nivel de los recursos y con las tablas de referencia del combate

Conseguir recursos y armas nos obliga a buscarlos en zonas “peligrosas” alejadas de la ciudad y cerca de la amenaza zombi, por lo que una buena planificación y defensa de zonas de interés es vital.
Los combates en basan en tiradas de dados, concretamente se lanzan 2 dados de 6 caras y se suma su resultado. Esto incluye un componente de azar, pero siempre puedes minimizarlo reforzando las defensas para que los combates sean más favorables.
La clave de este juego es que en cada turno estás tomando decisiones. Es muy variado en situaciones y muy divertido al jugarlo. El juego es muy difícil de superar y siempre te mantiene en tensión. Por eso, cuando ganes una partida, la sensación de victoria que sentirás es inigualable.
El juego está pensado para jugarse en solitario, pero no pienses que es un problema porque el grado de inmersión es tal que te lo pasarás en grande. Se puede disfrutar también en compañía, jugándolo en modo cooperativo, pero en este caso el efecto líder puede ser determinante porque el que tenga más experiencia tendrá más claros los muchos quiebros y decisiones que pueda tomar.

Grosor del tablero de cartulina y del tablero rígido
  •  Mecánica Tower Defense: Los zombis avanzan por 5 frentes diferentes de 8 casillas cada uno y hay que evitar alcancen la casilla central (ciudad)
  •  Motor de cartas: cada turno se saca una carta y se siguen las indicaciones
  •  Gestión de recursos, controlar el gasto de suministros y munición
  •  Combate emocionante, con azar, pero controlado
  •  Toma de decisiones en cada turno. Muchas posibilidades diferentes de afrontar la partida.
  •  Poco escalable, es un juego en solitario y como mucho puedes jugar en cooperativo con pocas personas.



Sensaciones temáticas
Lo mejor de Dawn of the Zeds es la sensación de estar viviendo una invasión zombi en todo momento. El juego te transmite tensión constantemente. Pero no  esperes el típico juego en el que vas arrasando zombis con facilidad, no. En este sufrirás para abatir a cada horda.
Las cartas de evento te presentaran ante situaciones que te harán esbozar una sonrisa, reconocibles para cualquier amante del género. Un doctor desequilibrado que crea zombis modificados, ataques del ejército, derrumbamiento de puentes, estallidos del virus entre tus líneas defensivas, grupos de bandidos que aprovechan para saquear, etc…  DotZ es tremendamente variado y cuando acabes la partida, podrás crear una historia perfectamente hilada de todo lo que te ha pasado.

Las cartas de Destino también incluyen eventos típicos del genero, a veces buenos y a veces malos para el jugador
De hecho, podrás afrontar el ataque zombi combatiéndolo con fuerza bruta a base combates, o invertir recursos en investigar una cura en los laboratorios, o con estrategias más defensivas creando barricadas. Las maneras de afrontar las partidas son muy variadas.
Antes de la partida se pueden elegir tres modos de juego: corto, normal o campaña. En el modo campaña salen TODAS las cartas de evento del juego. Las primeras partidas disfrutarás de las novedades que te esperan, pero a la larga te llegarás a aprender las cartas. Eso no es malo, ya que sabiendo lo que está por venir y lo que ha salido, el juego se torna mucho más estratégico.

Típico setup inicial, usando el mapa alternativo. Los zombis ya están preparados en cada uno de los 5 frentes.

Jugar al modo normal o corto implica retirar algunas de las cartas del mazo, lo que incluye el elemento azar en las cosas que pueden salir en la partida. Es recomendable jugar al modo campaña, pero en este caso la partida nunca dura menos de dos horas. Eso si, dos horas que se te pasarán volando.
Eso sí, si buscas un reto fácil, este no es tu juego. DotZ es muy difícil de superar, como buen cooperativo. Siempre será un reto y sobrevivir a los zombis te dará una de las mayores sensaciones de victoria que puedes vivir en cualquier juego de mesa.
  •  Juego tremendamente temático. Las mecánicas engranan perfectamente con el juego
  •  Situaciones reconocibles del género zombi. Encantará a los más fans. Podrás contar una historia después de cada partida
  •  Diferentes maneras de afrontar los problemas. Dificultad muy ajustada para que realmente sea un reto y una satisfacción superarlo.



Crónicas
Apenas han pasado 2 meses desde que me compré este juego y ya se ha convertido en el 4º juego más jugado de mi colección, a pesar de que las partidas son largas.
Como solitario, es el mejor juego que he probado. A pesar de los grandes momentos que me han dado Mage Knight, Ghost Stories o Robinson Crusoe, este juego consigue una experiencia más tensa, completa y adictiva, si cabe.

Dos hordas de zombis agrupadas acercándose por las montañas. Peligro!!

También hemos probado este juego en cooperativo entre dos jugadores y el juego sigue funcionando a la perfección. Eso sí, evitad jugadores líder porque el efecto líder en este juego puede ser un gran problema.
Lo mejor de todo es que tras 16 partidas jugadas, cualquier otro juego estaría quemado pero con DotZ eso no me ha pasado. Sigo pensando en jugar partidas, en cómo superar los retos y en descubrir nuevas estrategias.

Partida superada con éxito. Algo muy difícil de conseguir!!


Conclusión

Dawn of the Zeds es el mejor juego de temática zombi al que he jugado. Es tenso, tremendamente divertido y muy temático. Es un juego difícil de clasificar en cuanto a mecánicas porque combina los combates, motor de cartas, la gestión de recursos y la supervivencia. Su mejor baza son las sensaciones que te transmite, increíbles para ser un juego en solitario. Si eres amante de la temática zombi, es un imprescindible. Si no te gusta la temática zombi, te empezará a gustar con este juego. Eso si, prepárate para sufrir…

Lo mejor


  • El mejor juego de zombis que he probado, cada partida es una historia diferente que contar.
  • Es tremendamente temático. Vivirás una auténtica invasión zombi, especialmente desde el punto de vista del esfuerzo que te costará sobrevivir
  • Toma de decisiones muy variada. Puedes enfocar la partida de muchas maneras.
  • El manual y las ayudas de juego. Aunque son extensas y al principio asustan, están muy bien explicadas. Mención especial a la chuleta con el resumen del turno, es la mejor que he visto nunca
  • Diseño e ilustraciones de las cartas. Facilitan la partida y casan muy bien con el tema
  • Las sensaciones que transmite: tensión, angustia y sobre todo, diversión.

Lo peor

  • Diseño del tablero, es algo caótico. Es recomendable imprimirse la versión alternativa en la web oficial. Es mucho mejor
  • No hay madera ni figuritas, todo son troqueles, aunque de alta calidad.
  • Superar la lectura inicial de reglas puede ser traumático. El manual es muy grande aunque la mayoría son ejemplos de juego y luego no sea para tanto
  • El factor azar de los combates puede echar para atrás a algunos; no es mi caso
  • Poco escalable, es un juego solitario. Aunque a dos o tres jugadores funciona muy bien. Si algún jugador sufre de efecto líder, jugad a otra cosa. 



VEREDICTO



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada